¿Medios digitales con exorbitante libertad?

PR07_NEWPAPER_130213_VERONICAVANZILLOTTA

 

'Newpaper' de Albert Montagut

  ‘Newpaper’ de Albert Montagut

Título: “Newpaper, cómo la revolución digital transforma la prensa”

Autor: Albert Montagut (Barcelona, 1957)

Editorial: Deusto (Grupo Planeta)

Páginas: 430

Impresión: T.G Soler, S.A

Palabras destacadas: revolución tecnológica, deontología, veracidad, impulsar, cambios

El periodista Albert Montagut es licenciado en Ciencias de la     Información por la Universidad Autónoma de Barcelona. Sus pequeñas andaduras comenzaron con tan solo 19 años en el periódico Catalunya Express, y aportando su granito de arena posteriormente a grandes cabeceras como El País, El Periódico de Catalunya, El Mundo o ADN. Interesado y apasionado por las nuevas tecnologías y la actualidad americana, el periodista ha presentado diferentes estrategias y formas para presentar la información al público. Ha sido protagonista de dos obras de gran prestigio como ‘Fe de Errores’ y ‘Newpaper’.

 El periodista Albert Montagut

El periodista Albert Montagut

 

Para nadie es nuevo que el periodismo, sobre todo el medio impreso, está ante una gran crisis revolucionaria debido a las nuevas tecnologías y al mundo online. El periodista Albert Montagut desarrolla en su obra, Newpaper, cómo la revolución digital transforma la prensa’, la premisa de cómo ha ido influyendo y transformando Internet a los medios impresos.

El campo online ha cambiado tanto los formatos de los periódicos y los contenidos, como el comportamiento de los consumidores. La manera de acceder a los elementos informativos ha pegado un giro de 180 grados como consecuencia de las nuevas tecnologías. El uso de los smartphones, las tablets o los e-books permiten que el usuario esté informado segundo a segundo desde cualquier escenario. La comodidad y la facilidad de acceder a los medios informativos son inabarcables, así como su cobertura. Además, este medio permite una total interactividad ya que el propio ciudadano puede informar de forma personal, como por ejemplo a través de las redes sociales, o simplemente expresar su opinión personal sobre un determinado tema.

El propio periodista, Albert Montagut, hace un claro debate entre el impacto que ha tenido la revolución tecnológica en los medios de comunicación y los errores que se han cometido tras este fenómeno. En su obra, hace un balance sobre aspectos positivos y negativos de los medios digitales. Para justificar estos pros y contras, se apoya en ideas y teorías de diferentes profesionales de la información como lo son Pedro J.Ramírez, Juan Luis Cebrián o Antonio Franco.

Siempre se ha creído que el periodismo digital iba a convertirse en una gran armadura imposible de vencer y que sería como una bomba destructiva para los diarios frutos de las rotativas. Muchos profesionales critican en mayor o menor medida esta revolución tecnológica y la situación fatídica en la que se encuentra el print. Montagut ata estos cabos afirmando la necesidad de los periodistas de tener una responsabilidad en la red con honestidad, objetividad, justicia y veracidad; respetando sobre todo los códigos deontológicos.

Internet es un medio libre e inmediato en el cual la información y las noticias vuelan. Se deben respetar ciertos límites y en este medio no existen. El iluminado de la comunicación, Lanier, publicó un libro en el cuál confirmó estos argumentos afirmando que “la información no puede ser libre”. También incita a muchos diarios a no entrar en la montaña rusa de la era digital ya que es un mundo sin ningún tipo de control.

Según el director fundador de El Periódico de Cataluña, Antonio Franco, el desequilibrio periodística se ha configurado debido a cuatro crisis principales: el exceso de politización, la opacidad del reporterismo y del contacto con la gente, la crisis tecnológica y la económica. También arremete contra los periodistas afirmando que “los profesionales no supieron actuar como un grupo de presión compacto y bien coordinado en defensa de sus intereses”.

Pero, ¿realmente se podría haber evitado? Sí los periodistas hubieran actuado en masa quizás el daño no hubiera sido tan mayúsculo pero la enorme libertad hubiera seguido existiendo. Además, la red también ha perjudicado a los informadores puesto que Internet está plagado de noticias redactadas por gente no profesional lo que disminuye la credibilidad de este medio. Antonio Franco corrobora este importante criterio de noticiabilidad en “Newpaper” manifestando que “la grandeza del periodismo es su credibilidad, su independencia, su buena elaboración técnica, la comprobación de fuentes y el respeto a la deontología”. Por ello el online nunca podrá superar al material confeccionado en las planchas de impresión.

Por otra parte, puede favorecer a la Opinión Pública gracias al artículo 20.1 de la Constitución Española que garantiza esa libertad de expresión y de información que en el medio digital se potencia al no haber límites. Pero esta autonomía puede perjudicar a usuarios por agredir el derecho a la intimidad o por cometer calumnias o injurias debido a no corroborar ciertas informaciones adecuadamente o por no contrastar fuentes. Uno de los pioneros del periodismo online, Luis Ángel Fernández, reitera que “es sustancial contrastar la información con fuentes públicas fiables para publicar todo lo que uno sabe de la mejor manera posible”. El consejo que aporta en la obre de Montagut es investigar para adquirir suficientes conocimientos con el objetivo de separar el marketing, verificar, contrastar y luego publicar.

A pesar de ello, a muchos medios impresos les ha beneficiado crear plataformas digitales para exponer sus notas informativas con el propósito de seducir al mayor público posible. Por ejemplo, Albert Montagut propuso facilitar al leyente el mundo online a través de la lectura de la edición print.

El mundo digital es un no parar. Los tiempos cambian y por lo tanto los instrumentos tecnológicos también. Es una revolución sin fin donde los problemas irán creciendo con sus virtudes y adversidades. ¿Qué será lo próximo que nos depare?

  • Internet arrasa con los medios impresos
  • La calidad de las noticias prima en los periódicos
  • Print y online deben complementarse 
  • La forma electrónica es la manera natural por la que los ciudadanos se informan
  • Los medios impresos deben luchar contra el online potenciando sus propios recursos: veracidad, calidad y contrastar fuentes

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s